Ir al contenido principal

Eau de cadavérine #Halloween y #Ciencia




La capacidad de detectar y responder a señales de amenaza quimiosensoriales juega un papel vital en la supervivencia de una amplia gama de especies. Con The Walking Dead hemos aprendido que impregnando nuestra ropa con sangre y vísceras de zombis, puedes despistarlos y evitar que detecten tu carne fresca, que huele algo mejor que la de ellos. ¿Hasta dónde puede ser cierto esto?


Imagen 1. Para escapar de los zombis, los protagonistas de The Walking Dead se impregnan con su sangre y vísceras (theghostdiaries.com).


Cuando los animales mueren, liberan un olor desagradable. Se han llegado a identificar cientos de compuestos, pero dos de ellos son los mayormente fétidos: la putrescina y la cadaverina. Estas diaminas tienen una estructura similar y resultan de la descomposición de los ácidos grasos y del aminoácido lisina, respectivamente, de los tejidos en descomposición del cadáver.



Imagen 2. Estos compuestos son los principales responsables del olor de un cadáver en descomposición.


Las señales quimiosensoriales pueden transmitir dos tipos de amenazas en animales: microbianas y depredadoras. En el primer caso, la información olfativa es a menudo esencial para la identificación de la presencia de patógenos, ya que éstos pueden alterar el aroma de los infectados. Además, la liberación de putrescina y cadaverina en la descomposición del tejido tiene lugar a la vez que las bacterias hacen acto de presencia, una motivación extra para que otros puedan evitar el contacto físico con el cuerpo muerto. Un gran número de especies exhiben comportamientos necrofóbicos y después de detectar el olor que emana de cadáveres, por lo general, responde dejando o evitando la zona. En el segundo caso, la putrescina y la cadaverina liberadas por los cuerpos en descomposición pueden indicar el riesgo de depredación. Dada que una gran proporción de muertes en la naturaleza se dan como resultado de ataques de depredadores, estos compuestos actuarían como señales de alarma útiles para mantenerse alejado.

En el nivel más básico, la detección de amenazas agudiza las reacciones a acontecimientos en el medio ambiente. Por ejemplo, la detección del olor de un depredador interrumpirá la búsqueda de alimento. Una vez que el sistema de gestión de amenazas se activa, se produce la disposición de las conductas de huida o lucha. Con las respuestas de huida, tratan de escapar de la situación, mientras que las respuestas de lucha, ya sea agresión física o verbal, normalmente sólo se utilizan cuando no es posible escapar. Al contrario de lo que se suele creer, de que la respuesta dominante a las amenazas es luchar, la huida es en realidad mucho más común, presumiblemente debido a que la naturaleza selecciona con más fuerza las estrategias que minimicen el riesgo.


Imagen 3. La huida es la decisión más común de los animales ante una amenaza (jesuspaintings.com).


¿Somos los seres humanos capaces de responder de manera similar? Hasta el momento, hay poca evidencia. La mayoría de investigaciones han demostrado que los seres humanos procesan las amenazas visibles o audibles, mientras que los animales se apuntan el tanto del casi inaccesible mundo de los olores. Las investigaciones referentes a éstos en humanos han girado en torno a las señales químicas transmitidas por el sudor del cuerpo. Por ejemplo, cuando personas son expuestas al sudor tomado de donantes durante una experiencia terrible, muestran un reflejo de sobresalto aumentado e interpretan expresiones faciales de miedo. Se supone que esta transmisión de señales químicas de amenazas tiene una función adaptativa para orientarnos a impedir peligros.


Imagen 4. La mayoría de estudios sobre señales quimiosensoriales en humanos se ha estudiado con el sudor (antiperspirantsinfo.com).


Se sabe poco sobre qué compuestos químicos pueden actuar como señales de amenaza olfativas en los seres humanos. Pero dado que la exposición a putrescina y cadaverina provoca comportamientos específicos en animales (huida o lucha), sería bastante plausible pensar que estos mismos compuestos también produzcan comportamientos similares en los seres humanos. De hecho, existen investigaciones que apoyan la hipótesis de que la putrescina y la cadaverina podrían servir como señales de advertencia que movilizan las respuestas de protección para hacer frente a amenazas.

Con frecuencia, las respuestas a olores específicos pueden desarrollarse a través de experiencias asociadas a ellos y también a experiencias personales. Por ejemplo, cuando algo “huele fuertemente a pescado" es visto con desconfianza. La exposición a este olor despierta sospechas hacia los demás, un comportamiento que se supone es el resultado de las reacciones condicionadas a este olor. Además, evaluaciones conscientes de un olor pueden a menudo ser inexactas, dependientes del contexto y alteradas por otros sentidos. En vista de esto, es importante tener en cuenta que las respuestas a señales quimiosensoriales aversivas no requieren una formación previa o una evaluación consciente. 

Aunque el carácter innato de las respuestas a señales químicas sigue siendo controvertido, la capacidad de los humanos para incorporar una información obtenida en prácticas culturales es incuestionable. En consecuencia, la magnitud de las respuestas a amenazas quimiosensoriales específicas podría ser diferente en culturas en las que las personas están expuestas a putrescina y cadaverina con más frecuencia. Por ejemplo, los antiguos embalsamadores egipcios, reaccionarían de forma diferente a los olores procedentes del cuerpo en descomposición que aquellas personas no acostumbradas a tales prácticas. Es decir, el contexto también es fundamental para la forma de reaccionar a los olores.

¿Y cómo puede todo esto ayudarnos con los zombis? Al igual que el cazador se rocía de la orina de su presa para no ser detectado, los protagonistas de The Walking Dead necesitan oler a zombis. Para ello, se impregnan de su sangre y sus restos en descomposición, ricos en putrescina y cadaverina, mezclándose con su entorno. En la serie sacan a relucir el instinto más animal que llevamos dentro. Probablemente, si hubiera algún químico, ya habría ofrecido una solución menos asquerosa y habría diseñado un perfume que bien podría llamarse Eau de cadáverine.



Por Jesús @JGilMunoz 





<<< ¡Vivan los momios!





Este post forma parte del especial "¿Truco o Ciencia?" y participa en la LX Edición del Carnaval de la Química, alojado en el blog Pantomaka.



PARA MÁS INFORMACIÓN...



RECOMENDACIÓN
  • Novela "Guerra Mundial Z" (Max Brooks, 2006).

Puedes leer el especial en el Nº4 de Journal of Radical Barbatilo directamente desde aquí o descargarlo:





También puede leer o descargar los demás números de Journal of Radical Barbatilo:

Hecho con Padlet

Se agradece la difusión de este trabajo, gratificante a la par que duro, para que llegue al mayor número de personas y contribuya a la tan necesaria transmisión del conocimiento que muchos hacemos simplemente por amor a la ciencia.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Símbolos de elementos químicos que ya nadie usa

Seguramente usted esté familiarizado con los símbolos de los elementos que aparecen en la tabla periódica, los cuales están estandarizados por la Unión Internacional de Química Pura y Aplicada (IUPAC) para un uso internacional.
Cuando un científico cree que ha descubierto un elemento nuevo, por lo general, lo anuncia con un nombre y símbolo nuevos. Además, puede que en libros antiguos de texto o revistas de otros países incluyeran elementos que más tarde fueron cambiados de nombre y símbolo una vez que apareció una lista oficial. En la siguiente tabla se presenta una relación de símbolos  y nombres de elementos que cayeron en desuso pero una vez tuvieron un lugar en la Química.
Símbolo Elemento Observaciones A Argón Ahora Ar. Ab Alabamina Nombre dado al falso descubrimiento del elemento astato (At). Ad Aldebaranio Nombre antiguo del Iterbio (Yb). Am Alabamio El alabamio es el nombre anterior dado a la alabamina. Am es ahora usado para el americio.

La rosa de «La Bella y la Bestia»

La rosa roja tiene una larga historia. Su simbolismo se ha asociado con el amor y sus diosas Afrodita y Venus, con la Virgen María e incluso con una política progresista, aunque no mucho en los últimos tiempos, al menos en España. Es la rosa más elegida el día de San Valentín, pero una vez cortada, si se cuida bien, dura solo unos pocos de días, muy lejos de los años que se supone que perduró la rosa encantada de “La Bella y la Bestia”.

La muerte de la generación espontánea

Entre los numerosos interrogantes que los científicos y pensadores se plantearon a lo largo de la Historia, el origen de los organismos que los rodeaban tuvo un papel central. Ante la ausencia de un mecanismo claro que explicara la continua aparición de nuevos animales, muchos se volcaron hacia la llamada generación espontánea, descrita ya por Aristóteles en el siglo IV a.C. y admitida por pensadores como Newton, Bacon o Descartes. Esta teoría sostenía que ciertas formas de vida podían surgir de manera espontánea a partir de materia no viva. Es así como se explicaba que de un trozo de carne descompuesta apareciesen larvas de mosca o ratones de la basura. La idea se mantuvo durante cientos de años.




No fue hasta finales del siglo XVII cuando Francesco Redi y, más tarde, Lazzaro Spallanzzani empezaron a rebatir la teoría de la generación espontánea. Redi descubrió que las larvas no surgían por sí solas, sino que provenían de huevos de moscas. Spallanzani, por su parte, demostró que en fra…

¿Cómo se forman las huellas dactilares?

Las impresiones dejadas por las yemas de los dedos en cualquier superficie se conocen como huellas dactilares latentes. La combinación de sudor con aceites corporales procedente de diferentes glándulas de la piel propicia la impronta que cualquier investigador forense desea encontrar para aplicar sus polvos y productos químicos. A pesar del desarrollo de perfiles de ADN para la investigación criminal, las huellas dactilares siguen siendo el tipo más común de evidencia que se recupera de una escena del crimen.

Enseñar ciencia a través de blogs de divulgación

Recientemente he finalizado el Máster de Educación Secundaria en un intento de abrir un camino más en mi trayectoria científica. Mi trabajo final lo dediqué, ya que estamos inmersos en el tema, a los blogs de divulgación científica, algunos de los vuestros están por ahí, y su aplicación en las aulas. Me lo han publicado en la revista Publicaciones Didácticas y quiero compartirlo con todos vosotros.

El Eco científico de "El nombre de la rosa"

Siguiendo en mi línea de escribir al son de mis inquietudes, me gustaría compartir con ustedes algo que se me ha ocurrido en los últimos días. Os cuento: El pasado 19 de febrero falleció el escritor italiano Umberto Eco e inmediatamente mi padre me invitó a leer “El nombre de la rosa”, para muchos, su obra cumbre. Ya había tenido la oportunidad de leerle con “El cementerio de Praga”, el cual me gustó mucho. Quizá porque la historia está ambientada en la segunda mitad del siglo XIX, una época en la que Europa era un hervidero. El protagonista asiste a momentos históricos como la unificación de Italia o el fin del Segundo Imperio Francés y aparecen personajes reales de la talla de Giuseppe Garibaldi, Sigmund Freud o Alejandro Dumas, algo que suele atrapar y ayuda a entender muchas cosas al leer una novela de Historia.

¿Por qué cambia el color de los langostinos al cocerlos? [Infografía]

Por Jesús@JGilMunoz
Esta infografía participa en el LIII Carnaval de la Química albergado en el blog amigo quimidicesnews.

La batalla perdida contra el resfriado

>> Descargo de responsabilidad: Este post no es para tomarlo como consejo médico, siempre consulte al suyo propio.
Cada farmacia, sobre todo en esta época, cuenta con hileras de medicamentos diseñados para tratar o prevenir infecciones agudas del tracto respiratorio superior, o lo que es lo mismo: un resfriado común.A pesar de esto, muy pocos de estos medicamentos son capaces de cumplir con su cometido.En la mayoría de los casos, sobre todo cuando atañe a niños, los efectos secundarios de estos medicamentos pueden ser peores que los síntomas a tratar. El término “resfriado” engloba un conjunto de signos y síntomas tan familiares para nosotros como son secreción y congestión nasal, tos, dolor de garganta, estornudos y lagrimeo. Aunque también puede estar asociado a otros datos sistémicos como son fiebre, escalofríos, mialgias o artralgias. La causa más frecuente de los resfriados son los virus, siendo los rinovirus los causantes de aproximadamente la mitad de los resfriados.Otros vi…

El incienso y la mirra más allá de los Reyes Magos

Automáticamente cuando escuchamos incienso o mirra pensamos en los Reyes Magos, o en la Biblia, donde hay varios pasajes en los que se nombran. Junto con el oro, eran los regalos que dichos Reyes entregaron a Jesús al nacer (Mateo 2:1-12). Quizá hoy en día, no le damos al incienso y a la mirra la valía de antaño. Para civilizaciones antiguas como la egipcia, griega o romana tenían un valor inestimable. No solo se usaban para fines religiosos y espirituales, también para aplicaciones farmacológicas. Probablemente, el uso de incienso y mirra era un signo de prosperidad. Su comercio, durante más de 5.000 años, generó en Oriente Próximo un gran bienestar económico, tal vez comparable al actual con la producción de petróleo.



Se cree que babilonios y asirios quemaban incienso y mirra durante las ceremonias religiosas. Los antiguos egipcios compraron barcos cargados de estas resinas a los fenicios, utilizándolas como aromáticos, repelente de insectos, perfumes o ungüentos para heridas y llaga…

Quién es quién en la V Conferencia Solvay